Luto en la música, ¿negra navidad?

Un año, el 2016 negro para el mundo de la música. 

Comenzamos el 10 de enero con la muerte de David Bowie a los 69 años víctima de un cáncer de hígado. Fue el 10 de enero. 

Como si se tratase solo del comienzo de uno de los años más negros que recordamos, en cuanto a pérdidas de artistas; el 5 de abril, la movida se vestía de luto para despedir a uno de sus iconos: Manolo Tena

El creador de éxitos como “Princesa Azul”, “Sangre española” o “Tocar Madera”, nos dejaba también víctima de un cáncer a los 64 años. 

 

El mes de abril, ha sido el más trágico, ya que tras la muerte de Tena, tan solo unos días después, el 21 de abril, el artista Prince, moría tras una sobredosis por ingesta de medicamentos en su domicilio. 

Otro de los que este año nos ha dejado, ha sido el mejicano Juan Gabriel que moría de un infarto el 28 de agosto a los 67 años. 

Por último, en este desencadenamiento de trágicas desapariciones, también nos deja este año, Leonard Cohen que fallecía el 7 de noviembre, como se dijo de una manera dulce, en su cama durmiendo, tras sufrir una aparatosa caída. 

El día de navidad pareció ser premonitorio para el último en dejarnos en este negro 2016: George Michael, moría a los 53 años en su domicilio por un fallo cardíaco. 

Siempre nos quedará su recuerdos; sus temas musicales y por supuesto su legado, que ha sido muy extenso y que hoy a título póstumo recordaremos como el año en el que George Michael, cantó su “Last Christmas” por última vez. 

Un año, el 2016 que se lleva a grandes artistas y a los que damos las gracias por haber sido parte fundamental, de la banda sonora de nuestra vida.

Esperamos el 2017 con la esperanza de que el mundo de la música no olvide a estos grandes músicos que han dejado canciones que perdurarán con el paso del tiempo.